PORTO DE BOIS

Km 60 del Camino de Santiago, Porto de Bois, 27204, Palas de Rei.

Email: info@portodebois.es

Teléfono: +34 644 334 887

side-area-cards

Síguenos

Porto de Bois Apartamentos Turíticos

El Camino de Santiago en Bicicleta

En Galicia, España; está el secreto público mejor guardado, la mezcla de aventura con lo más puro del catolicismo en esta región. El “camino de Santiago” es un punto de llegada de los miles de turistas y peregrinos, que aceptan el reto de realizar tal expedición, pasando por ciudades y paraderos ricos en la cultura del país anfitrión.

Los viajeros más atrevidos pueden optar por rutas desde Inglaterra, Francia, Portugal y pues claro, España. Con miles de canales que al final, se unen en la ciudad de Santiago de Compostela; puedes elegir que medio te favorece más para llegar a tu destino.

La opción preferida de los atletas y ciclistas, es gozar la travesía en una bicicleta. Aunque dependiendo de donde salgas, encontrarás más o menos dificultad, siempre teniendo en cuenta las estaciones climáticas.
Las rutas del camino inglés y francés no presentan obstáculos ni interferencias, más bien, se hallan en óptimas condiciones para asegurar tu buen pasar. Aunque los caminos del Norte y el primítivo, son recomendados por las autoridades judiciales, de emergencia, y ambientales, realizarlas en primavera y verano a excepción de la vía de la plata, donde entre las últimas dos semanas de julio y las primeras de agosto, el calor se hace un factor muy cuestionable.

Lo primero que debes de tomar en cuenta para la realización de esta travesía, es la época:

• Jamás debe realizarse entre los meses de noviembre, diciembre, enero, febrero y marzo, gracias a que estamos en invierno, las bajas temperaturas y la nieve serán tu enemigo.

• Los meses más recomendados para la visita, son abril, mayo, junio y septiembre; donde encontraremos mayor frescura en el ambiente, con alguna escasa tormenta.

• Entre julio y agosto las altas temperaturas se vuelven impedimento del buen rendimiento, pero aún así puede realizarse si se evita en horas cercanas y durante el medio-día, se tiene cuidado con los golpes de calor y principalmente, la deshidratación.

• Debes tener en cuenta, la Ruta a realizar y la distancia entre poblaciones para aprovisionarte. En el Camino Francés, encontraras todo lo necesario, como provisiones, hoteles; y los pueblos están a distancia corta y más cómoda. Mientras que en la Vía de la Plata, las distancias entre poblaciones es mayor.

• Bajo ninguna realices el camino solo, así que debes buscar un grupo o integrarte a uno durante la expedición, puesto que en casos de ocurrir algún infortunado accidente, será más fácil el socorro.

Debes tener en cuenta siempre que debes ser práctico y ligero con respecto a tu material, por eso, al realizar esta travesía es casi obligatorio tener: al menos dos botellas de agua o bebida isotónicas, ya que nuestro cuerpo constantemente necesita hidratación para un óptimo funcionamiento.

Es importante y reglamentario, el casco de protección, junto con los guantes y las gafas contra el sol y/o viento que se pueda presentar. Alguna golosina, chocolate y una pizca de sal, serán motivaciones o ayudas en caso de emergencia, como descompensaciones y bajas de azúcar.

Debes tener siempre un candado y cable para poder estacionar tu bicicleta, o en extremo caso, prevenir de algún hurto.

El vestuario debe ser cómodo y anatómico a la hora de ir en camino. Compuesto por un par de pantalones cortos de fácil secado, o principalmente de lycra. Un pantalón largo, una chaqueta rompe vientos, ligera e impermeable; camisetas mangas largas de fácil secado, un par de medias deportivas, y zapatillas para manejar tu bicicleta.

En una mochila debes llevar lo necesario como las cosas de higiene personal, básicos como peine, peine para el cabello, cepillo dental, crema; tu documentación actualizada, como tu pasaporte e identidad, tarjetas de crédito o debito y al menos 30 o 40 euros. Al menos dos pares de mudas de ropa interior, y en caso de quedarte en albergues, una almohadilla y un saco para dormir.

No olvides nunca tener un pequeño kit de herramientas para tu bicicleta, compuesta por llave de tuercas y allen, un bombín de inflado de llantas, aceite para engrasar, y alguna otra cosa que consideres necesaria.
Al haber llegado a Santiago, estarás casi seguro que no desearás hacer el Camino de retorno.

Lo aconsejable es que a tu llegada a Santiago, te dirijas a alguna tienda de bicicletas, la desmontas y empaquetas la Bicicleta conjuntamente con los la ropa, calzado y otros objetos que ya no vas a necesitar. De ahí, elegir un medio convencional como taxis o autobuses, con la suficiente capacidad de llevar tus cosas.

Post a Comment